Carlos Sulbarán nos enorgullece con la distinción Andrés Bello


Mientras disfruta sus vacaciones en Roma, Carlos Sulbarán Fandiño, nuestro egresado 2018, nos cuenta para nuestro boletín informativo La Iguana Alemana sobre su preparación para obtener el Mejor Puntaje Saber 11 de Barranquilla en Calendario B y sobre su vida en Alemania. 

“Carlos Sulbarán Fandiño se caracterizó por alcanzar metas que midieran sus reales capacidades de autogestión. Siempre tuvo una destacada participación en cuanto espacio le tocase actuar, especialmente en las Olimpiadas Matemáticas Regionales y Nacionales, dejando en alto el nombre de la institución. Buen compañero y amigo. Engalana el Cuadro de Honor por haber obtenido 424 puntos en la Prueba Saber 11, consolidándose no solo como el Mejor Puntaje Saber 11 de la Promoción 2018, sino también de Barranquilla en Calendario B. ¡Merecidas felicitaciones!”.

Las anteriores palabras no son nuestras, son las que escogieron sus antiguos profesores para el Cuadro de Honor 2018, meses antes de que Carlos obtuviera la "Distinción Andrés Bello", categoría Departamental, que el Ministerio de Educación Nacional con ere a los estudiantes sobresalientes en el Examen de Estado de la Educación Media - ICFES SABER 11. Este recién egresado destacado y representante ideal de los atributos del Bachillerato Internacional construye ahora su futuro profesional en la TU (Technische Universität) de Berlín, a la que entró con honores. ¿Cuáles son las claves de su éxito?

La Iguana Alemana: Carlos, sabemos por muy buena fuente que estabas seguro de que te iba a ir bien en las pruebas ICFES SABER 11. ¿De dónde venía esa seguridad?
Carlos Sulbarán: esa seguridad me la dio el hecho de que sabía que me iba a graduar de un muy buen colegio, con excelentes profesores y a que, desde pequeño, me enseñaron que siempre podía dar más de mí mismo para alcanzar el saber. La seguridad también vino de las ganas de dejar el nombre del colegio en alto. Eso lo aprendí muy bien en las competencias de matemáticas; en mi familia me enseñaron que no me representaba a mí mismo, sino al colegio, y siempre quería compensar al colegio por la beca con la que me respaldó durante todos mis estudios y lo logré. Este premio es un agradecimiento para mi familia por su respaldo, para los profesores por su dedicación y para el colegio por creer en mí.

L.I.A.: ¿Esperabas el premio que ganaste?
C.S.: sabía que me iba a ir bien, pero aspiraba a un mejor resultado, aunque me sorprendí de ser el mejor de Barranquilla en calendario B, porque competí contra los mejores colegios de la ciudad. Ahora solo estoy feliz por haber logrado la distinción.

L.I.A.: ¿Cómo te preparaste para ese examen?
C.S.: no fue una preparación específica para la fecha; lo único que recuerdo ese día es que estaba bastante ansioso, y por consejo de mi familia, antes de presentar la prueba, hice deporte; me levantaron muy temprano y nos fuimos a un parque a caminar para quemar la ansiedad que tenía, creo que eso me ayudó mucho.

L.I.A.: ¿Qué fue lo más difícil a la hora de presentar estas pruebas?
C.S.:
Lo que me pareció más difícil de controlar en todas las sesiones es la ansiedad que da cuando ves que todos tus compañeros están saliendo primero que tú. En todos los simulacros y en la prueba principal siempre fui uno de los últimos en salir, pero necesitaba tomarme mi tiempo para responder a consciencia.

L.I.A.: ¿Qué les aconsejas a tus excompañeros que hoy están en K12 para presentar una buena prueba?
C.S.:
a los que van a presentar la prueba les aconsejo manejar el tiempo y no desesperarse cuando vean salir a los demás, porque eso les quita la concentración, es importante que se apoyen y que no piensen en quién sale primero, sino responder todo con plena consciencia.

L.I.A.: ¿Cómo te va en Alemania; cómo ha sido el cambio de vida?
C.S.:
en Alemania me va bien. Obviamente extraño a mi familia, mi casa y mis amigos, pero acá estoy creando nuevos vínculos y teniendo nuevas experiencias; ahora me toca organizar todo, valerme por mí mismo y tomar decisiones de gastos que antes eran de mis padres; en todo este proceso he valorado mucho la autonomía que aprendí en el colegio y los valores que me inculcaron en mi casa.

L.I.A.: también sabemos que entraste con honores a la TU (Technische Universität) de Berlín. Cuéntanos un poco sobre eso.
C.S.:
la verdad, fue todo un récord para mí graduarme en junio y entrar en agosto del año pasado a la Studienkolleg; aspiro a estudiar ingeniería civil. Entrar con honores fue un orgullo, ya que obtuve uno de los puntajes más altos (97 sobre 100) y competí con aspirantes de muchos países que tienen un excelente nivel educativo. Estar aquí no ha sido fácil porque estudio con jóvenes muy preparados, pero poco a poco trabajo para mejorar cada día.

L.I.A.: ¿Quieres quedarte en Europa o planeas regresar?
C.S.:
por ahora mi meta es graduarme de mi carrera aquí en Europa y, aunque la calidad de vida aquí es muy estable, es muy pronto para decir si me quedo definitivamente o si regreso a trabajar por mi ciudad, algo que también me gustaría mucho. Por lo pronto estoy disfrutando el proceso y luego veremos qué me regala el futuro.

Desde el Colegio Alemán de Barranquilla felicitamos a este egresado destacado por sus reconocimientos y a su familia (Carlos es hijo de Heidy Fandiño, nuestra Jefe de área de Lengua y Literatura).

¡Le deseamos mucho éxito en Berlín!

Volver